Employee Centricity: el nuevo eje principal de los recursos humanos

employee_centricity

La nueva estrategia en recursos humanos se llama Employee Centricity y consiste en elaborar acciones pensadas para motivar, involucrar y mejorar la productividad de los colaboradores.

Las organizaciones se han dado cuenta de que el talento es lo que necesitan para seguir siendo competitivos en el mercado actual. Independientemente de las crisis por las que pase el mercado, la única solución es mantener y motivar al talento que hay dentro de la organización para poder ofrecer al cliente una buena experiencia.

Hoy, parte del éxito de las empresas estará basado en su interés por generar felicidad en los espacios de trabajo y hoy vamos a ver cómo hacerlo.

¿Qué es el Employee Centricity?

Significa que la empresa pone en el epicentro del negocio a las personas. Rompe con el esquema tradicional de las organizaciones, donde lo más importante era el cliente.

En este caso se basa en que tener un colaborador motivado da como resultado un cliente bien atendido y, por lo tanto, contento.

Enamora a tus colaboradores para fidelizar a tus clientes. Se trata de trabajar bajo la premisa de que al cuidar bien a los colaboradores sean ellos mismos quienes se encarguen de enamorar a los clientes: su pasión y felicidad en el trabajo serán la palanca para que el cliente se sienta satisfecho con el producto y el resultado.

De hecho, en las empresas donde los colaboradores están motivados y contentos, la atención al cliente mejora hasta un 20%. ¿Es pues esta estrategia una buena forma de seguir cuidando al cliente teniendo en mente al trabajador?

La respuesta es sí, y tiene muchos beneficios para las organizaciones.

Las organizaciones que adoptan esta cultura de empresa parten de la convicción de que mantener una larga y positiva relación con sus usuarios depende en gran medida del que se ha dado en llamar “viaje del empleado”.

Es decir, la política de mantener plantillas con profesionales felices, motivados e identificados con el proyecto no sólo provoca beneficios en términos de captación y retención de talento, también consolida la relación con el cliente y mejora, por ende, la rentabilidad de la compañía.

Por otra parte, los defensores de esta estrategia también hablan de sus efectos positivos en términos de reputación, pues los profesionales de la compañía también ejercen como embajadores de marca.

Al respecto, Micah Solomon, uno de los consultores, autores y conferenciantes más prestigiosos en Estados Unidos en el ámbito de la cultura corporativa, resume esta filosofía del siguiente modo: “las mejores organizaciones de servicios en el mundo se esfuerzan por tratar a los empleados tan bien como a los clientes”.

En este sentido, cita el lema de los profesionales que integran el grupo de hoteles Ritz-Carlton: “Somos damas y caballeros al servicio de damas y caballeros”.

 El trato adecuado a los clientes empieza por trabajar primero hacia dentro, para que esa felicidad interior,  pueda reflejarse hacia afuera.

La implantación de una estrategia de Employee Centricity supone todo un reto para cualquier compañía. Y en esa labor tienen un gran peso las decisiones que se adopten desde los departamentos de recursos humanos.

Employee Centricity en cifras

Según el último informe «Tendencias mundiales del capital humano“ realizado por la consultora Deloitte, la experiencia de los empleados se posiciona como una de las principales prioridades para los gestores de talento en los próximos meses.

Sin embargo, aunque casi el 80% de los encuestados considera que es un aspecto clave para tener en cuenta, solo el 22% declara que han alcanzado la excelencia en este aspecto.

Del mismo modo, el 59% de los encuestados dice que no está preparado o solo parcialmente para enfrentar este desafío. Por lo tanto, hoy nos enfrentamos a uno de los retos más importantes como sector, ya que debemos de tener la capacidad de incorporar y alinear todas estas estrategias dirigidas a las personas, a construir ambientes donde habiten profesionales felices, lo suficientemente motivados para levantar a nuestras empresas de esta crisis, pero que también se identifiquen verdaderamente con el proyecto.

Beneficios de implementar esta estrategia

  1. Fuerza de trabajo empoderada y orgullo de pertenencia a la empresa. Los colaboradores recomendarán la empresa a clientes y a futuros compañeros que quieran formar parte de la organización como colaboradores.
  2. Disminuye la rotación y el ausentismo del personal, lo que ayuda a las finanzas de la empresa y reduce los costos de este recurrente problema.
  3. Mejora la relación de la empresa con sus clientes.
  4. Aumentan los resultados comerciales.

Acciones concretas para alcanzar el éxito

Para poder poner al colaborador en el centro deberemos:

  • Realizar un buen onboarding para darle la bienvenida al equipo. Ya sea presencial o a distancia, el colaborador debe tener un seguimiento durante los primeros meses y un tiempo de adaptación.

El 25% de las deserciones laborales suceden en los primeros 45 días después de la firma del contrato. Un buen onboarding mejora en un 82% la retención del personal y en un 70% su productividad.

Con HolmesHR tienes la posibilidad de crear un programa específico para la bienvenida de nuevos colaboradores, hacer seguimiento y además facilitar su entrada, aunque trabaje desde casa.

  • Escuchar de forma recurrente y activa qué opinan nuestros colaboradores y cómo se sienten.

Elaborar encuestas de clima por departamentos, directores de área o sectores puede ayudar a detectar qué políticas funcionan y qué está fallando en la organización.

HolmesHR también tiene encuestas de clima precargadas que analizan las ocho dimensiones principales que inciden en la satisfacción de los empleados y que brinda un reporte muy detallado, que permite detectar las principales áreas de mejora y poner en marcha los planes de acción correctivos.

Además, es importante que sepan que las encuestas de clima laboral resultan ser herramientas sumamente valiosas en los periodos de transición, como el que estamos viviendo ahora mismo, en donde es muy seguro que sea necesaria  una reorganización de procesos dentro de nuestras empresas o hasta la introducción de nuevos productos o servicios, un cambio de políticas o hasta de ubicación, ya que esta nueva normalidad así nos los está exigiendo.

  • Permitir el crecimiento profesional dentro de la empresa y ayudar a que sigan formándose. El 57% de los profesionales ha abandonado el puesto que tenía en la empresa porque no se le ofrecían oportunidades de crecimiento.

En lugar de perder al talento, ya que no solo se va el profesional sino también su experiencia, su adaptación a la cultura y métodos de la empresa, es importante retenerlo y hacerlo brillar. El éxito de los colaboradores es también el tuyo y, por supuesto, el de la empresa.

  • Tener canales de comunicación con ellos. Es importante que el colaborador se sienta libre de comunicarse e interactuar con los miembros de la organización. Para ello, la empresa puede contar con:
    • Red Social Corporativa: donde se comparten temas de interés y la empresa puede comunicar sus novedades, eventos, entre otros.
    • Buzón de Sugerencias: de forma anónima los colaboradores pueden sugerir cambios y mejoras en la organización.
    • Newsletter corporativa: envío regular de un boletín que explique y narre lo que ocurre en la empresa.

Optimización del tiempo con HolmesHR

El área de Recursos Humanos cada vez abarca más tareas y el tiempo es el mismo. Como área debemos buscar una forma de optimizar el tiempo y digitalizar tareas.

En el mundo del software, existen programas diseñados para  hacer una interpretación rápida de nuestros KPI’s clave en la gestión y además implementar de forma rápida y sin costos, todas las acciones que hemos planteado anteriormente.

Conjuntamente, HolmesHR también dispone de las siguientes funcionalidades:

1.- Un reloj checador virtual que nos permita monitorear las horas totales trabajadas por colaborador para maximizar su desempeño y que nos permita también validar que se cumplan los horarios establecidos, ya sea a través de home office o de forma presencial.

2.- Un gestor documental que nos permita compartir documentos públicos y privados, así como recibir documentos por parte de nuestros colaboradores de forma instantánea.

3.- También es muy importante que empecemos ahorrar tiempo y dinero a través de un sistema ágil de gestión de ausencias y vacaciones y que dejemos atrás esas dispersas solicitudes que nos hacen vía correo electrónico, que nos hemos visto forzados a controlar a través de tablas de Excel.

4.- People Analytics para conocer mejor a nuestro equipo y ver cómo actúan dentro de la empresa y en qué momento se van y por qué. La información es poder y mucho más en el área de gestión de personal.

En estos momentos de crisis mundial es necesario contar con herramientas que faciliten el trabajo diario de los gestores y les den tiempo para seguir pensando en estrategias y acciones para mejorar los datos del departamento. La crisis solo se podrá superar con el talento, así que es el momento de pensar en su retención y satisfacción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *